jueves, 16 de junio de 2011

LA PEQUEÑA TIENDA DE LOS HORRORES

Little Shop of Horrors
Hace unas semanas mi pareja redescubrió The Little Shop of Horrors – La pequeña tienda de los horrores, una película musical del año 1986 que es una auténtica maravilla. Yo había visto la película siendo muy joven y recordaba partes y por supuesto a Rick Moranis; así que al volver a verla fue un shock descubrir los temas que aborda.

Estamos ante uno de los mejores musicales que se han hecho, junto con The Rocky Horror Picture Show y el capítulo musical de Buffy The Vampire Slayer, forma parte de mi top tres.


Pongámonos en antecedentes, en 1960 Roger Corman dirigió The Little Shop of Horrors, una película en la que nos podemos encontrar a un jovencísimo Jack Nicholson. Típico producto de serie B que tiene el honor de ser una de las películas que se rodaron con más rapidez. 22 años más tarde se realizó un musical compuesto por Alan Meneen y escrito por Howard Ashman. Este musical empezó a representarse en el off-Broadway y más tarde en Broadway. Aunque costó porque durante cinco años el musical arrasó en el Off y los autores no querían dejar el lugar que tan bien los había tratado. Se estrenó el 6 de mayo de 1982 y ganó numerosos premios. El reparto estaba formado por Lee Wilkof como Seymour Krelborn, Ellen Greene como Autrey, Hy Anzell era Mr. Mushnik y  Ron Taylor ponía la voz de Autrey II.


Y cuatro años más tarde, 1986, Frank Oz dirigió la película basada en el musical. Una planta carnívora que habla, razona, canta, baila y tiene bastante mala leche. ¿Cómo no iba a adorar esta película?  En una floristería de Nueva York, el joven Seymour, descubre una planta carnívora tras un eclipse. La alimentará con su sangre y la llamará Audrey II, en honor a Audrey su compañera de trabajo de la que está enamorado. La planta crecerá y comenzará a hablar, algo que solo Seymour sabe. A medida que crece la planta la tienda recibe más y más gente. Pero con el tiempo descubriremos que la plantita es una alienígena que tiene la intención de colonizar la tierra.


En la versión cinematográfica el papel de Seymour recae en un adorable Rick Moranis. Hombre que lleva demasiado tiempo alejado del cine y al que echo mucho de menos. 

Audrey es interpretada por la actriz Ellen Greene, quien retoma así su papel en el musical. Deciros que tardé en darme cuenta pero esta mujer es una de las tías de Chuck en Pushing Daisies

Vincent Gardenia (tiene coña el apellido) da vida a Mr. Mushnik. Y también podremos ver a un joven Steve Martin como el novio maltratador de Audrey, un dentista de lo más sádico. Bill Murray como un paciente algo masoca, y John Candy y James Belushi tienen pequeños papeles. A la planta, Audrey II, la voz se la puso Levi Stubbs

Luego tenemos a las tres colegialas que van acompañando la historia, Cristal, Chiffon y Ronette. Son como un coro griego pero con mucho más estilo y mucho más musical, estas tres chicas nos llevan de la mano a través de la historia de Seymour y Audrey.


 
MOMENTOS MUSICALES

Hay muchos pero si tuviese que hacer una selección me quedaría con los siguientes, esto no quiere decir que los demás no sean buenos, que lo son, simplemente que estos son los que más me gustan, y tal vez, lo más conocidos también. Tengo que deciros que son grandiosos, desde el más pequeño e intimista hasta los grandes con varios personajes.

Empezaremos por el Skid Row (Downtown), una canción que me pone los pelos de punta cada vez que la escucho. Conocemos el barrio donde viven nuestros protagonistas, la miseria y la pobreza imperante en los barrios bajos. Un lugar sin futuro ni esperanza. Un lugar del que todos quieren escapar. Audrey y Seymour nos introducen en sus vidas. Ella una pobre chica que fue abandonada por su padre y que se junta con chicos malos que la hacen sufrir con la esperanza de que la saquen del agujero. Seymour un huérfano maltratado por la vida que aspira a algo más y que desea huir de una vida rutinaria y miserable. El momento en el que Seymour (Rick Moranis) se encuentra en un callejón con una legión de sin techo es tremendo. 




Somewhere That’s Green, Ellen Green tiene una voz impresionante. Algo que yo no sabía. En esta canción canta al amor, a la vida perfecta de las portadas de Casa y Jardín, a la esperanza de que alguien la saque de allí y la haga feliz. 


En Family Guy – Padre de Familia, hicieron una parodia muy grande con el personaje del viejo pervertido y Chris. Os dejo el vídeo. Hasta que volví a ver la película no relacioné la escena.



La introducción del personaje de Steve Martin es genial. Un chulo con su moto, vestido de cuero, con media sonrisa y cantando Dentist. Un psicópata con consulta, un colgado del dolor ajeno, que además se droga, pega a su novia y es un auténtico cabrón. Martin lo clava. Y es en su consulta donde nos encontraremos con Bill Murray, ese masoca dedicado y enamorado del dolor que se quedará encantado con las atenciones del dentista.




Suddenly, Seymour. Preciosa canción donde podemos ver lo buena que es Ellen Greene y lo estupendo que está Rick Moranis. Un dueto, una canción de amor y redención. El momento más esperado de la película que sucede entre las ruinas de un edificio abandonado. 



Mean Green Mother from Outer Space, porque las plantas también saben cantar, moverse y ser muy muy malas. La gigantesca Audrey II le canta a un sorprendido Seymour su plan, de donde viene y que quiere. Divertidísima escena, muy bien planteada y con una planta que realmente parece viva. 




Hay que decir que el final que se ve en la película no es el original. Lo he encontrado por Youtube, unos 22 minutos en blanco y negro que nos dan un final igual al del musical. Al parecer cuando se hicieron los pases previos de la película la gente salió descontenta con ese final porque es bastante triste, así que se hizo un final más acorde a los gustos del público. A mi me gusta como final, aunque cuando vi el original admito que todo hubiese cambiado, la película ganaría mucho si hubiesen permitido ver lo que realmente ocurría. No os voy a soltar ningún spoiler, si queréis podéis ver el vídeo.



Me acordé de hablar de la película porque ayer hubo un eclipse de luna. Tal vez si me acerco hoy a una floristería una pequeña Audrey me esté esperando.

5 comentarios:

LiPooh dijo...

Me han dado ganas de volver a verla. ¡Es genial!

Saludicos

Malapata dijo...

Me encanta la canción del dentista, está entre mis favoritas (y te alabo el gusto por The Rocky Horror Picture Show, nunca suficientemente reivindicada)

Rebeca Sánchez dijo...

LiPooh tienes toda la razón es genial, lastima que sea bastante desconocida

Malapata, es buenísima esa canción y the rocky horror picture show debería ser de visionado obligatorio

HermioneV dijo...

Pues, me animé a ver la película tras leer tu entrada y debo decir que lo pasé estupendamente. Todo el rato me preguntaba por qué ya no hacían películas así, absurdas pero adorables.
De toda la música, me gusta la que abre la película, Skid Row y Suddenly, Seymour.
Por cierto, apuntar que una de las tres chicas coristas, Crystal (Tichina Arnold), la delgadita con cachetes, me parecía conocida y resultó ser la amiga de Virgina de Raising Hope. Nada más tenía unos 15 años al hacer la peli y gran voz que se carga.

En fin, te agradezco por la recomendación y de paso agrego: The Rocky Horror Picture Show is awesome!!

Rebeca Sánchez dijo...

HermioneV, es una película genial, divertida y original, es adorable y desde ya estoy enamorada de Rick Moranis, Seymour. Las dos canciones son muy muy buenas. The Rocky Horror la he visto unas seis o siete veces y me encanta, sobretodo el final.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails