jueves, 15 de noviembre de 2007

El siempre genial Rufus

Rufus Wainwright, 28 años, canadiense. Es hijo del cantautor Loudon Wainwright. Su madre, Kate McGarridge, también hace canciones, toca el banjo y es muy conocida en su país. Ambos han escrito temas sobre el niño. Rufus ha editado hasta la fecha tres discos impresionantes. Tardó tres años en crear su debut, una ópera mangífica de pop desbocado, cabaret gay, orquestaciones excesivas y tragedias griegas. Luego llegó Poses, un álbum más moderno. En otoño de 2003 veía la luz Want (este mes reeditado en España), un disco que coge lo mejor de sus dos primeros largos y que tardó sólo seis meses en grabar. Pregunta a un músico cuál es su artista preferido. Siempre responden: Rufus Wainwright. Cínico, altivo, encantador, ingenioso. Superó sus adicciones, vio el abismo y decidió grabar sobrio. Le gustó.

Familia
"La familia es muy importante para mí. Somos un clan. De las canciones que han escrito mis padres sobre mí, me quedo con la de mi madre. Es tan políticamente incorrecta que me encanta".


Sexo
"El sexo me gusta. Soy gay, y eso no creo que a estas alturas incomode a nadie más que a Bush y a su tropa. Nunca he sido excesivamente explícito en mis letras. Sutil, o eso creo, al menos. Voy a editar un epé este año con un tema que se titula Gay messiah".


Amor
"Creo que he roto tantos corazones de chicas como de chicos. Soy un lagarto bajito".


Ego
"La gente a veces no entiende mis bromas y piensan que soy altivo y pagado de mí mismo. Es verdad. Ser yo es genial, cariño".


Futuro
"Al estar sobrio durante la grabación de Want conseguí acabar muchas canciones. Quiero editar una segunda parte, antes de las elecciones. Hay mucha política en ese disco que no tendría sentido si sale tras echar a Bush. Quiero hacer cine. La segunda parte de Moulin Rouge. Ewan McGregor descubrirá que es gay y se enamorará de mí".

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails